domingo, 1 de noviembre de 2009

En el estudio: VII - Uso del metrónomo

A esta altura de la historia es absolutamente inadmisible una grabación desafinada y/o fuera de tempo. Es fundamental grabar pero sobre todo ENSAYAR con metrónomo y no solo el baterista sino todos los músicos. Considero este punto de altísima importancia ya que cuando esto no sucede lo normal es que en el estudio de grabación se arreglen estos problemas con herramientas como ‘beat detective’ disponibles para pro-tools. Estas herramientas le quitan todo el toque humano a la música. Cada vez es mas frecuente escuchar bandas que suenan todas iguales y esto es uno mas de los tantos factores de que ello suceda. El manejo del tiempo del ser humano no es en absoluto parecido al de una maquina. Esta lleno de pequeñas imperfecciones que son las que dan su toque, su personalidad. Si escuchan por ejemplo a Charlie Wats en detalle o mas aun lo analizan gráficamente con algún editor de loops como Acid de Sony, verán que es extremadamente pulcro en cuanto al tiempo del primer bombo de cada compás mientras que el resto de los golpes se encuentran ligeramente retrasados, ni hablar si analizamos el particular swing de Ringo Starr donde dentro de su aparente desprolijidad encontraremos una perfección increíble. Ringo al tocar da la sensación de que todo esta por derrumbarse, sin embargo esto nunca sucede. Uno de los pasajes mas increíbles que les propongo escuchar son los feels del puente que une estrofa con estribillo en ‘Oh Darling!’ (Abbey Road) donde Ringo parece apurarse de manera descontrolada. Al salir al estribillo el tempo es exactamente el mismo que el de la estrofa. Esto es estilo, personalidad, algo que los arreglos con maravillosos plugins destruyen 100%.

_____________